CARTA ABIERTA


Hoy quiero hacer más que un ejercicio de expresar algunas ideas en forma de una carta, quiero dar un agradecimiento a todas las personas que se han interesado por la música andina colombiana y que me han permitido la posibilidad de compartirles parte de mi colección personal. Así mismo quiero recomendar algunos grupos contemporáneos que considero que han construido la nueva música andina colombiana.  

Apreciados amig@:

Cordial Saludo,

El motivo de esta carta es para intentar resolver un poco la duda que aquella tarde me expresaste sobre ¿qué escuchar para conocer más de la música andina colombiana? Pues bien, te recomendaré algunos solistas, duetos y grupos que considero que te ayudaran a profundizar en este maravilloso mundo de la Música Andina Colombiana (MAC).

Empezaré por recomendarte a una mujer que dio los primeros visos de las grandes intérpretes de los últimos 20 años, es Beatriz Arellano, una voz maravillosa que invita a escuchar muchas veces lo que dice cada canción, también puedes empezar por una voz que simplemente la considero como mágica y transmite un amor inmenso, es la gran Niyireth Alarcón, gracias a muchas de sus interpretaciones muchos nos enamoramos cada día más de la MAC. Pero si tu interés es en lo que ha salido en los últimos 8 o 10 años hacia acá es imprescindible escuchar a la Maestra Luz Marina Posada que con sus composiciones ha dado un argumento más para seguir escuchando MAC. En cuanto lo referente a los grupos hay muchísimos que te ayudarán a entrar para empezar, creo que Septófono te ayudará a reconocer los nuevos lenguajes del folclor colombiano con una propuesta picaresca y musicalmente sorprendente, en la línea  instrumental escuchar a Guafa Trío y a Ensamble Tríptico te darán una muestra del virtuosismo dentro de la MAC instrumental hoy.

Hay más propuestas que te van a ayudar a enamorarte no puedes dejar de escuchar por su riqueza e identidad particular intérpretes como Carolina Muñoz, dueto Lluvia y Rocio, Trapiche Molé, Voscon2, Música para el Pié Izquierdo y Oí, entre otros, con los que quedarás convencid@ que nuestra MAC está llena de matices que vale la pena seguir.

Espero que con estas pequeñas recomendaciones continúes explorando la riqueza musical colombiana, expresada en la MAC, pero que aún nos queda faltando hablar del resto de las músicas colombianas que son igual de apasionantes. Cualquier pregunta o comentario que tengas házmelo saber, estaré pendiente para sigamos hablando de nuestras músicas.

Atentamente;
Andrés Gómez Ospina

Comentarios